En la década de los 70 redacté como ejercicio creativo las premisas para proponer la constitución de una empresa hipotética que utilizara la innovación tecnológica y comercial en sus productos y/o servicios para que diera una respuesta